jueves, 18 de enero de 2018

Opinión - Lanzamientos de Nurgle

Buenas noches!

Vamos a echar un vistazo a los nuevos lanzamientos, que hace mucho que no hago esto.

Últimamente Nurgle ha recibido un bien merecido lavado de cara (Es un decir): Muchas miniaturas que eran bastante antiguas han sido sustituidas, y la Guardia de la Muerte ha pasado de tener sólo Marines de Plaga a una variedad de tropas y vehículos digna de envidiar.

Pero, en este caso, me voy a centrar sólo en lanzamientos para los Demonios de Nurgle: el Sloppity Bilepiper, la Bestia de Nurgle, la Gran InmundiciaHorticulous Slimux, el Feculent Gnarlmaw y el Spoilpox Scrivener. Empecemos por lo más pequeño y vayamos aumentando de tamaño.


El Sloppity Bilepiper es una especie de músico de Nurgle. Un hombre orquesta, con una gaita hecha con un corazón, una flauta colgando del cinturón, y cascabeles y campanas en los tobillos, gorro y vara. Personalmente, es una miniatura que me gusta mucho. Representa el aspecto más benigno de Nurgle (Al menos desde su punto de vista). No sé qué nurglete me gusta más, el que está bailando junto al Portador, o el que está metido en un saco para hacer de estandarte.

Lo único malo de la miniatura es lo concreta que es. Es un gaitero de Nurgle, punto. No veo muchas posibilidades de conversión. La cabeza y el estandarte son fáciles de cambiar, pero por lo demás no creo que haya mucha gente comprando más de uno.


El Spoilpox Scrivener (Estos nombres!) es casi lo opuesto del Sloppity. Mientras que el anterior representa el lado más alegre de Nurgle, éste escriba se dedica a llevar la cuenta de las enfermedades transmitidas por los Portadores, y gritar a quien no esté cumpliendo con su cupo. La trompa/boca es desde luego la parte más llamativa de la miniatura. Es a la vez desagradable y resultón.

Aparte de esto, la miniatura tiene bastantes detalles. La pluma de Señor de la Transformación es un buen punto, además del tintero que lleva colgado a la cintura y las varias notas que lleva clavadas directamente al cuerpo (Así seguro que no se le pierden).

Irónicamente, aunque esta miniatura es igual de monopose que la anterior, veo más posible que se venda más. Parece un concepto más genérico, más normal. Es como un Eztrambótiko y un Noble, no sé si me explico.


La Bestia de Nurgle es una muy necesitada re-edición de una miniatura que salió en 6º Edición (No sé el año). El concepto es más o menos el mismo, pero la ejecución es radicalmente diferente. En vez de la criatura demacrada y huesuda de antes, la nueva Bestia es una bola de grasa purulenta. Tiene sentido, al encajar mejor con el aspecto de los Nurgletes y la Gran Inmundicia, pero entiendo que haya gente a la que no le guste.

La miniatura en sí es...jodidamente desagradable, la verdad. Es gorda, viscosas, está llena de forúnculos, costras y cortes. Toda una pesadilla para quien sufra de tripofobia (No busquéis eso en google). Viene con tres cabezas diferentes, tres 'peinados', dos lenguas, tres cabezas y al menos dos barrigas (Una en forma de boca, otra con los órganos internos expuestos) y dos manos (Una palmeada y la otra con garras).

Lo único malo de la miniatura es la pose, que no tiene ninguna opción de modificarse...y que no te guste el nuevo estilo de Bestia, claro. Los tentáculos de la cabeza no me gustan mucho tampoco, la verdad...pero eso es más un gusto personal, y estoy seguro de que se le puede apañar algo.

En general, me parece una estupenda mejora respecto a la anterior versión. Peeeero, no es para volverse loco.


Horticulous Slimux (Toma nombre, de nuevo! Aunque esta vez, es un nombre propio) ya salió hace tiempo, aunque esta vez se vende individualmente, en vez de como parte de una caja de ejército.

Seguramente sea la miniatura que menos me gusta de los nuevos lanzamientos de Nurgle, y lo peor es que no sé por qué. Realmente es una buena miniatura, creo que lo que la arruina para mi es el 'caracol'.
Croak?

El árbol que crece sobre la concha del caracol me gusta mucho, con la pequeña maceta de planta carnívora y varios contenedores de Nurgle sabe qué. Hasta hay una ranita asomando del tronco! Horticulous también está bien, aunque me niego a llamar 'tijeras' a eso. Sé que tiene el mismo estilo que las Espadas de Plaga de los Portadores, pero es absolutamente imposible cortar nada con esas hojas.

Como sucede en otras muchas miniaturas de Nurgle, los Nurgletes roban el espectáculo. Seguramente éste, el que está haciendo de cebo para el caracol, sea de mis favoritos. Los Nurgletes son casi como Snotlings, con la diferencia de que a los primeros sí que hay alguien que les quiera.


El Feculent Gnarlmaw es un árbol apestado con boca, aunque nada del nombre indica que se trata de un árbol. Es un elemento de escenografía sin mayores aspiraciones, pero la verdad es que me gusta mucho. Me pregunto si alguien intentará conversionar una Gran Inmundicia o Príncipe Demonio con uno de éstos. Podría quedar espectacular.

Los tubos del suelo, que no me gustaban en la Bestia de Nurgle, aquí sí me gustan, como si fueran plantas mutantes.

El único punto negativo que puedo sacar a la miniatura es la falta de personalización. Cada rama está situada en un ángulo de 90º de las otras, y no parece que se pueda cambiar. En cuanto tengas un par, va a empezar a quedar raro.


Y por último, pero desde luego no menos importante, tenemos a la nueva Gran Inmundicia! Y qué decir! Este gordo seboso pedía a gritos una renovación (Aunque sus gritos quedaban acallados por los aullidos del Guardián de los Secretos, pobre). Desde su última encarnación, el gran demonio de Nurgle ha ganado varias toneladas de peso, acercándose bastante a su hermano de Forge World (Creo que sigue siendo algo más pequeño. Si no es el caso, que alguien me corrija).

Con un total de tres cabezas, seis brazos y dos barrigas, ésta nueva versión tiene muchísimas más opciones que la anterior. Me cuesta elegir qué combinación me gusta más. En teoría, una de las cabezas, los dos brazos sin armas y la barriga con dientes sirven para montar al personaje especial Rotigus, aunque no veo razón para no combinarlas como te dé la gana.

Las piezas para hacer a Rotigus me gustan mucho, aunque no entiendo por qué hacer un nuevo personaje en vez de sacar miniatura del pobre Ku'gath. Parece que los personajes en palanquín nunca son bendecidos con miniaturas...verdad, Mazdamundi?

De nuevo, lo único malo de esta miniatura es...la pose. Es un problema menor, porque no creo que la gente vaya a desplegar muchas Grandes Inmundicias, pero debido a cómo es la miniatura, hacer conversiones puede ser un verdadero dolor de culo. Aparte de ésto, la miniatura es cojonuda.

***

Para acabar, voy a ordenar las miniaturas según el orden en el que me haría con ellas, de coleccionar Nurgle:

1 - Gran Inmundicia, por ser la más espectacular con diferencia
2 - Spoilpox Scrivener, por ser el personaje tamaño Portador más interesante.
3 - Sloppity Bilepiper, tras el escriba por muy, muy poca distancia. Divertido, pero sólo para una vez.
4 - Feculent Gnarlmaw, por ser un buen elemento de escenografía, sin más.
5 - Bestia de Nurgle, que va por detrás del árbol, a pesar de que seguramente acabaría con más bestias que Gnarlmaws.
6 - Horticulous Slimux, que sencillamente no me entusiasma.

Y con ésto acaba la entrada. Nurgle ha ofrecido sus bendiciones...qué opináis vosotros de ellas?

jueves, 11 de enero de 2018

Inteligencia Orka


Buenos días!

Hoy traigo otro artículo en el que contradigo el trasfondo y busco alguna manera de mejorarlo...según mi humilde opinión.

En este caso, el tema es la inteligencia de los orkos, y cómo no son tan idiotas como los Códex los han puesto.

***

Lor pielesverdes no son estúpidos, al menos no en el sentido humano del término. Llevan miles de años pululando la galaxia, sin que los esfuerzos combinados del resto de razas inteligentes hayan servido para hacer ninguna mella real su número.

Los orkos son seres simples, pragmáticos y con los pies bien puestos en la tierra. Tan bien puestos que la mayoría de ellos tiene una imaginación muy limitada y una visión muy simplista del mundo. No se plantean cómo funcionan las cosas, sino que simplemente funcionan. Si preguntas a un orko cómo funciona su Piztola (Y asumiendo que no la use de inmediato para romperte el cráneo), la respuesta seguramente sea alguna variación de 'Hay ke tirar del gatillo'.

Un clásico insuperable
Toda esta falta de inventiva queda suplida por su increíble capacidad para aprender. Los pielesverdes dominan rápidamente cualquier habilidad que llame su interés. Esto, combinado con su excelente durabilidad, les permite aprender a fabricar explosivos, pilotar aviones, realizar cirugía o luchar contra Astartes; mediante el método de prueba y error.

También tienen una excelente ojímetro. Pueden estimar distancias, medidas y pesos con facilidad. Tal vez no sepan cuánto son diez gramos, pero si quieren, pueden encontrar dos piedras que pesen exactamente lo mismo.

Así es como los inventos pielesverdes se expanden. Para el observador externo, puede parecer que poseen alguna clase de conocimiento innato, pero no es así. Un grupo aislado de orkos salvajes seguirá siendo salvaje hasta que entre en contacto con otros pielesverdes; pero una vez que lo hagan, aceptarán con alegría las nuevas y espectaculares armas de fuego.

Igualmente, los Kópteros fueron inventados por Kog el Mekániko en algún lugar desconocido hace tiempo, pero actualmente son ubicuos.


La única razón por la que la mayoría de los orkos se contentan con una Rebanadora y un Akribillador o Piztola es que son relativamente pequeñas, útiles y fáciles de mantener. Un arma desatendida es un arma que otro orko se puede llevar, así que la mayoría prefieren tener algo que puedan cargar a todos lados y que se pueda arreglar con facilidad.

A todos les encantaría tener un Akribillador Pezado; hasta que se dan cuenta de que es tan grande que no puede llevarlo colgado de la espalda, y se queda atascado en los marcos de las puertas, y no cabe en el arcón donde guarda el resto de sus posesiones, y...bah!

Al final, la mayor parte de armas pesadas acaban montadas en vehículos o en posesión de peñas algo más organizadas, que sí se pueden permitir tener a alguien vigilando las armas de todos en todo momento.
Chapuzaz, el primer paso de una obsesión
Asimismo, una Mega-Piztola Ezpezial mola mucho, pero arreglarla si se rompe es todo un quebradero de cabeza. Es mejor un Akribillador normal y corriente, que además también sirve para quebrar las cabezas de otros.

En el extremo contrario del espectro están unos orkos que parecen haber acumulado todo el genio y la inventiva que le faltan a sus compañeros. Dedican su tiempo a crear, a ir más allá de lo que es y buscar lo que puede ser. Inventan objetos (En general armas), planean estrategias de campana, hacen planes de batalla, y diseñan terraformaciones a gran escala.

Afortunadamente para el resto de seres vivos de la galaxia, estos lumbreras son muy raros, siendo Orkímides uno de los ejemplos más conocidos.

Aún con todo, estos orkos no dejan de ser orkos. Incluso después de haber diseñado un sistema Llevalejoz que permite hacer que un centenar de orkos crucen la disformidad y reaparezcan a varios kilómetros de distancia con total seguridad; serán incapaces de explicar los principios físicos en los que se basa su invención.

miércoles, 27 de diciembre de 2017

Chikoz Lokoz

Según la Wiki, es un Mad Boy...pero alguien le ha dejado tener un Akirbillador?
Buenos días!

En primer lugar, tener en cuenta que la mayor parte de esta entrada me la he inventado. Los Chikoz Lokoz existen en el trasfondo, pero no se les menciona nada más que para decir que, bueno, que están lokoz, incluso para el estándar orkos. Al menos en lo que se se refiere al último codex que salió.

Según la Wiki, en su momento debieron de tener un trasfondo ligeramente más complejo. Concretamente, son orkos salvajes que se han visto expuestos a tecnología...lo cual ha hecho que todo su conocimiento innato de la misma aparezca de golpe en vez de poco a poco como debería.

* * *

Los Chikoz Lokoz, Majaretaz o Chaladoz son orkos físicamente normales, pero cuya mente en algún momento ha tomado un desvío y ha ido derecha a Villa Demente. Es difícil hacer una buena definición de lo que es un Majareta, sencillamente porque se comportan de maneras tan diversas como planetas hay en la Vía Láctea. Pero en un sentido general, los orkos llamarán Chalado a cualquier orko que tenga un comportamiento extraño, y a la vez no haga nada útil. Esto deja fuera los Chikoz Raroz, que son extraños pero cualquier pielverde reconoce que son útiles.

Los Lokoz se comportan de manera incluso más errática que los orkos 'cuerdos'. Pueden estar tranquilamente sentados, hurgándose una herida distraidamente; y al momento siguiente estar dando volteretas por todo el campamento mientras ríen maniáticamente. Pueden meter la mano intencionadamente en un motor en marcha. Pueden intentar bucear en las letrinas comunales del clan. Pueden pasearse por el campamento dando abrazos a todos los orkos que se encuentran. Pueden ponerse a chillar ensordecedoramente cada vez que ven a un pielverde en particular. Pueden manotear moscas que no existen o pisotear hormigas que no están ahí.

Sacado de aquí
En general la vida de los Majaretaz es breve, y dura sólo hasta que le tocan las narices a un Noble más de lo que deberían. Los orkos les dejan hacer lo que quieran siempre que no incordien demasiado. En la escala social pielverde, están incluso por debajo de los gretchings, quienes al menos pueden ser útiles como sirvientes y tienen una cierta capacidad de raciocinio y autopreservación. La única diferencia entre un Chalado y un Snotling es que muy pocos orkos intentarán comerse a un Chalado. Al fin y al cabo, siguen siendo pielesverdes grandes y violentos; y su enageración mental les hace impredecibles en la lucha.

La realidad es que los Chaladoz no son otra cosa que un conducto directo a la pura energía del WAAAAGH, de la misma manera que lo son los Eztrambótikoz y Kabezadisformes, pero en una escala muy inferior. Se encuentran en las fases primigenias de su desarrollo, un momento en el que sus latentes poderes psíquicos no hace nada más que freírles el cerebro. Si un Chalado logra sobrevivir el tiempo suficiente, este potencial se irá desarrollando poco a poco hasta que la presión tenga que salir por algún lado. En este momento, la cabeza del pielverde reventará en una brillante explosión verde, o aprenderá a controlar sus poderes (Y rápido, si no quiere reventar!). Éstos orkos adquieren notoriedad rápidamente, creciendo hasta convertirse en Eztrambótikoz. Lamentablemente para ellos, su situación no es mucho mejor.

En ocasiones, los orkos acuden a la batalla acompañados de un grupo de Lokoz, pastoreados en la dirección correcta por un sufrido Kaporal. No es que nadie espera que hagan nada útil, pero a veces hacen cosas graciosas, y eso es lo que cuenta. Al fin y al cabo, los orkos pelean para divertirse, y los Majaretaz son unos perfectos payasos.

Los Kaporales particularmente dedicados pueden entretenerse en juntar grupos de Chaladoz con habilidades psíquicas a punto de despuntar y darles cosas de cobre, un excelente conductor de la energía psíquica orka. Así equipados, los Chaladoz pueden hacer explotar cabezas y generar pequeñas explosiones cada vez que golpean algo. Si tienen alguna clase de control sobre ésto, es un tema completamente diferente.

miércoles, 20 de diciembre de 2017

No estoy muerto

Buenas!

Ésto es sólo una entrada para decir que sigo vivo.

Y de paso, burlarme de la cara de esta miniatura nueva. En serio, sé que no soy escultor, pero sé que ese no es un buen trabajo.

En fin...me he tirado dos meses casi sin aparecer por aquí. La principal razón es que hacer fotos de las miniaturas que pinto es extremadamente frustrarte. Sólo me doy cuenta de que las fotos no están bien cuando ya estoy editándolas en los collage estos raros que hago yo.

Y no es que haya estado ocioso. Tengo una buena lista de miniaturas a las que aún no he hecho fotos...una unidad de Komandos, un Dreadnought Leviathan Zakeado, una armadura Apocalipsis (Zakeada, claro), y la Chatarra del Mekániko.

En realidad sí que he hecho fotos. En concreto, los Komandos ya han sido fotografiados tres malditas veces...

También ha habido una buena cantidad de novedades, bastante buenas...pero la verdad es que siempre pensé que mis entradas de "Ghazz da la opinión sobre X miniatura" eran un poco peñazo. Tal vez me equivoque.

A ver si me animo este fin de semana y le hago fotos a la Chatarra.

Ahora mismo ando trabajando en unos Mekánikoz, un Kañón de Atake Zzap y un Baneblade Zakeado. Éste último tiene para largo...


viernes, 3 de noviembre de 2017

Chack la Lata



Chack fue construido con un chasis experimental. Lo cual es otra manera de decir que el Mekániko que lo construyó estaba muerto de aburrimiento. Y aunque es más avanzado que otras Lataz, también dan más trabajo del que merece la pena. El motor y la cabina comparten el mismo compartimento, así que el gretching que hay dentro muere cada pocos días y tiene que ser reemplazado. A pesar de este pequeño problema, el orko que consiga meter a su gretching en esta cosa tendrá un ayudante bastante chulo durante más o menos una semana.

Buenas noches!

Hice estas fotos hace unos días, pero se me olvidó subirlas al blog. Ups!

Como podéis ver, esto es un warjack de Warmachine ligeramente modificado. No recuerdo qué variante. Venía con un segundo jack en una cada de inicio, junto con Sorscha, que se quedó Niko.

La conversión es muy sencilla. Sustituí la cabeza por una de las lentes de un Dread Orko, y le di un taladro de Lata Azezina. El arma ya era un proxi bastante bueno de un Latazuka, así que me limité a añadir una bayoneta enorme.

Seré sincero, no creo que veáis muchos más jacks modificados (Aparte del gemelo de éste). Son miniaturas que me gustan bastante, y sobre las que no hay que trabajar mucho para darles el aspecto correcto...el problema es que el material es asqueroso! Es muy...gomoso. Cortar o hacer agujeros es difícil y limar...en vez de obtener un montón de polvo de plástico en la mesa, el 'serrín' se queda pegado a la miniatura, y luego lo tenía que eliminar con el filo de mis tijeras.

Veamos...35$ por un jack, contra 46$ por tres Lataz? Para mi está claro. Tal vez en algún momento me de la neura, pero...complicado.

domingo, 22 de octubre de 2017

El Buga de Uglak


El Buga de Uglak era un Land Speeder Tormenta que perteneció a los Puños Imperiales. Fue golpeado por una tormenta de fuego pesado, matando instantáneamente a los pasajeros y tripulantes. El pequeño vehículo aún tuvo suficiente impulso para volar varios cientos de metros, embistiendo a un desafortunado Kaporal. Cuando los Mekánikos encontraron el Speeder, Uglak seguía vivo (Apenas). Puesto que el cuerpo del orko había sido violentamente amoldado al metal del vehículo, el Doktor Ubach decidió que sería más rápido, seguro y fácil conectarle al Speeder, añadir un sistema de soporte vital, y clavar unas cuantas planchas de acero a su alrededor. Y así fue como Uglak se vio obligado a dejar atrás su vida pastoreando garrapatos, convirtiéndose en su lugar en un extraño híbrido entre Buggie y Dread Orko.

Buenos días a todos!

Ésta es una conversión de la que estoy bastante orgulloso. Compré este Land Speeder Tormenta hace mucho tiempo, y como ya tenía un Land Speeder que había sido alargado (El Kamión Veloz), decidí seguir la ruta opuesta.

Corté la plataforma central con una sierra, pegué las dos mitades, y añadí gran cantidad de daño de combate. No hay ninguna duda de que los anteriores tripulantes de esta cosa murieron muy violentamente. Los dos cráneos en lo alto y el frontal del Speeder son sus cráneos.

Las lentes en el frente de la cabina son de un Dread Orko, y los tornillos son...bueno, tornillos. Las placas de metal son de plasticard, claro.

En la partida, esto se considera un Buggie con Montón de Kohetez (Rack of Rokkits, no sé cómo lo traducirán al español...si lo traducen).


lunes, 9 de octubre de 2017

La Peña de Zakeadorez de Sappha


Veinte dedos apretaron el gatillo. El Dreadnought de Hierro carmesí fue recibido por la tormenta de disparos y el ensordecedor rugido de los Matamuchoz. La máquina de guerra dio un par de pasos, estremeciéndose y forcejeando para avanzar mientras la munición de gran calibre arrancaba trozos de su blindaje y los haces de energía fundían porciones de su chasis. Sappha levantó la mano y Turka gritó la orden de cesar el fuego. El Dreadnought dio un paso renqueante. Su brazo izquierdo colgaba inerte del hombro; mientras metal fundido, aceite y líquido amniótico sangraban de los orificios recién perforados. El bípode miró fijamente a Sappha, que le devolvió la mirada, desafiante. El Hierro levantó su brazo funcional y apuntó su Rifle de Fusión al gran pielverde, que se limitó a tamborilear sus dedos impacientemente. Lentamente, como un árbol, el Dreadnought se inclinó hacia la izquierda y se derrumbó en el suelo, mientras una exclamación de júbilo se alzaba de los orkos.

Buenas tardes a todos!

Éste es mi tercer refuerzo a mi unidad de Zakeadorez; sumando un total de 20 miniaturas. En algún momento añadiré un jefe (Sapha) y un segundo al mando (Turka).

Estoy muy contento con cómo me han quedado, más que con los anteriores cinco Zakeadorez. Cuatro de ellos llevan armas de la caja, los otros seis son armas pesadas que tenía por ahí suelas. Hay de todo un poco.

Nunca he sido un gran fan del 'arnés' con el que vienen estas miniaturas. Para un par de orkos, está bien, pero una unidad entera acaba siendo repetitivo, sobre todo teniendo en cuenta que sólo hay 4 armas diferentes. Dicho esto, el diseño de las armas en sí me parece genial, como el que la ametralladora doble lleve un sistema de refrigeración rudimentario.

Como podéis ver, los cuerpos no son los de un Zakeador; sólo utilicé las armas, los cuerpos los usaré para hacer Achicharradorez.